Los pasos que tienes que seguir para raparte el pelo en casa y sin contratiempos

A la hora de raparse el pelo en casa, es importante contar con una buena cuchilla, pero también con productos para antes y después del afeitado

El pelo rapado es tendencia, es cómodo y te da un aspecto muy masculino y sexy, por eso, tanto si te estás quedando calvo y prefieres pasarte la cuchilla de una vez por todas, como si quieres cambiar de estilo y unirte a la moda de las cabezas calvas, te vamos a enseñar cómo raparse el pelo en casa de forma rápida y eficaz.

¡Vamos allá!

Trucos para raparse el pelo en casa de forma rápida y eficaz

Lo primero que debes saber, es que tan importante es contar con una buena cuchilla, como con unos buenos productos para antes y después del afeitado. De esta forma te aseguras que tu cuero cabelludo no se irrite, lo proteges contra la deshidratación y contra los posibles cortes. Así que, antes de coger tu maquinilla, hazte primero con todo lo necesario.

  • Exfoliante, para eliminar células muertas y facilitar el rasurado
  • Crema para el afeitado, que ablanda el pelo, hidrata y consigue que la cuchilla se deslice mejor
  • Aftershave, para cerrar los poros, hidratar y evitar la aparición de pelos encarnados
  • Matificador, un gran producto que elimina los brillos de tu calva
  • Maquinilla HeadBlade, para apurados perfectos y en una sola pasada

¿Lo tienes todo? ¡Pues vamos a ver esos trucos para raparse el pelo en casa rápidamente y sin consecuencias inesperadas!

Paso 1: Escoge el momento adecuado

Vale. Te has dado cuenta de que tus entradas cada vez se notan más o de que tu coronilla clarea y no te interesa ni usar peluquín ni la clásica “cortinilla”. Estás decidido y nos gusta, ahora solo tienes que escoger el momento adecuado para que tu afeitado sea el mejor.

Por eso, nosotros te recomendamos que te rasures durante la ducha. Con el calor te va a ser mucho más sencillo y el agua te ayudará a humectar y ablandar el pelo. Eso sí, es conveniente que antes utilices el exfoliante HeadShed, lo que te servirá para limpiar en profundidad la zona y a eliminar células muertas.

¿Y cada cuánto tiempo hay que usar el exfoliante? Normalmente, con uno o dos días a la semana es más que suficiente, pero si tienes la piel sensible, lo mejor será que te lo apliques cada dos semanas, aunque lo ideal es que tú mismo vayas probando y decidas cuál es la frecuencia que mejor te conviene.

Paso 2: “No sin mi crema de afeitado”

Después de usar el exfoliante, es hora de aplicarse una buena crema de afeitado. Jamás te rasures en seco si no quieres acabar con la cabeza llena de granos y con irritaciones y cortes. Por ejemplo, puedes usar la crema HeadSlick, que no solo te dejará un gran frescor en el cuero cabelludo, sino que también te ayudará a guiar mejor tu cuchilla, a hidratar y a lubricar la zona.

Paso 3: ¿Necesitas un espejo?

Todo va a depender de la maquinilla que uses. Con las tradicionales sí, para poder ver cómo está quedando la parte posterior de tu cabeza, pero con los modelos HeadBlade no, porque con ellos te afeitarás por medio del tacto.

Su utilización es muy simple: basta con introducir el dedo medio en la anilla de goma y pasar la cuchilla por la cabeza con movimientos suaves y sin hacer presión. Con la palma de la mano vas dirigiendo con precisión la maquinilla y mientras, los dedos tocarán el cuero cabelludo, por eso tú mismo sabrás cómo está quedando el afeitado.

Paso 4: ¡Hora del rasurado!

Para raparse el pelo en casa de forma rápida y eficaz es importante que empieces a pasarte la cuchilla primero por la zona donde el cabello suele ser más fino, es decir, en la frente y la coronilla. Después, continuarías con los laterales y, finalmente, con la parte posterior. Así, das más tiempo a que la crema ablande el pelo más duro.

¿Otro consejo? Si eres de los que tiene una melena de envidia, pero quieres cambiar de look y apostar por un apurado perfecto, antes de usar tu HeadBlade, recorta el cabello con una maquinilla especial.

Paso 5: No te olvides del aftershave

Ahora que ya has acabado de afeitarte, debes aplicar un poco de aftershave en el cuero cabelludo. ¿Por qué? Porque te servirá para hidratar la zona, pero también para controlar la producción sebácea, mantener a raya a los pelos encarnados y, por supuesto, a evitar posibles irritaciones.

Nosotros te aconsejamos que te hagas con ClearHead, formulado a base de extracto de té verde, que tiene propiedades antiinflamatorias y zinc PCA, para regular la aparición de grasa.

Paso 6: Para una calva sin brillos, ¡HeadLube!

Finalmente, para lucir una calva orgullosa, solo te queda añadir a tu rutina de afeitado un buen matificante que evite todos esos brillos indeseados. ¿Nuestra solución? ¡HeadLube Mate!

Sus ingredientes de manteca de karité y aceite de árbol de té conseguirán que tu cabeza esté sana, cuidada y con un atractivo aspecto mate.

CREMAS DE AFEITADO

HeadLube mate

24,95

¿Qué te han parecido nuestros trucos para raparse el pelo en casa rápidamente? Ahora, solo queda que te hagas con tu HeadBlade y sigas todos estos pasos. ¿Preparado?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »