Consejos que debe seguir si tienes el pelo corto

Cuidar el pelo corto es sencillo y con unas recomendaciones básicas lograrás un peinado sano y fuerte

Al estilo garçon, pixie, rapado a los laterales, con tupé, ondulado… el pelo corto tiene multitud de posibilidades. Si por fin te has decidido a decirle adiós a tu larga melena, te contamos cómo puedes sacarle el máximo partido a tu pelo corto para que luzca brillante, fuerte y cuidado.

Recomendaciones para cuidar el pelo corto

Aunque es verdad que hay ciertas situaciones que no se van a volver a repetir (mientras decidas seguir con tu flamante y nuevo corte de pelo) como esos tirones indiscriminados cuando sales de la ducha o esa melena indomable cuando hay demasiada humedad… como ya habrás intuido, aun teniendo el pelo corto no te vas a librar de dedicarle ciertos cuidados.

En HeadBlade hemos preparado un post en el que hemos recopilado diferentes tips para el cuidado del pelo corto y ayudarte a sentir tu cabello fuerte y sano.

Utiliza peines naturales…

Vale. En realidad esto es un consejo que sirve tanto para las que tengáis el pelo largo como corto, pero es una buena recomendación. Utilizando un peine de madera estarás contribuyendo a crear un planeta más sostenible a la vez que le das un cuidado extra a tu cabello. Una de las grandes ventajas de estos artículos es que evitan la electricidad estática, son mucho más respetuosos con tu pelo y consiguen que se rompa menos.

…¡O tus manos!

Si eres de las que lleva el cabello muy corto o rapado… ¡ni siquiera hace falta que uses peine! Basta con que uses tus manos para darle la forma que desees… y listo, ¡así de sencillo! Ganarás en naturalidad y en tiempo, te lo aseguramos.

Por supuesto, puedes aplicarte en las palmas de las manos algún producto específico como gomina, cera o aceite y repartirlo a lo largo del cabello para darle el aspecto que desees.

Protege tu cuero cabelludo

Con el pelo corto la incidencia del sol en el cuero cabelludo y en el pelo es mayor. Así que no te olvides de usar productos que protejan tu cabello y tu cabeza de la exposición solar.

¿Qué puedes usar?

  • Tratamientos capilares específicos (que pueden ser en forma de spray o de crema) que mantengan tu pelo nutrido y eviten los efectos dañinos de los rayos UV.
  • Si vas a pasar muchas horas al aire libre, lo mejor que puedes hacer es ponerte una gorra, un pañuelo o un sombrero.
  • Después de una exposición prolongada al sol, sobre todo en la época veraniega cuando combinamos el sol con el mar o la piscina, recuerda reforzar los cuidados con una gama de champú y mascarilla que le den a tu pelo una mayor hidratación.

Calor, el justo y necesario

Normalmente, con el uso del calor deberías ser bastante comedida, ya que un abuso de utensilios como el secador, las planchas o las tenacillas te devolverán un pelo más frágil, quebradizo y con las puntas quemadas.

Si a esto le unimos que tienes el pelo corto, debes extremar las precauciones. Piensa que el volumen de tu cabello es menor así que si tienes que usar productos de calor que sea a baja potencia y aplícate antes un tratamiento que lo proteja de las altas temperaturas.

¿Pelo rizo? Mascarilla y agua fría

Si algo caracteriza el cabello rizado es que suele ser seco y, por ello, a veces es tan difícil domarlo. Un truco es que apliques mascarillas hidratantes una vez por semana para conseguir unos rizos más elásticos y definidos y otro, es que termines tus duchas con agua fría. De esta forma se cierra la cutícula, reduces el encrespamiento y le das más brillo.

¿Pelo liso? Dale volumen

Si tienes el pelo corto y liso prueba a darle un aspecto desenfadado y con volumen en la parte superior, en la zona de la coronilla. Puedes hacerlo con el secador o bien con productos como la espuma.

Añade accesorios a tus peinados

En la variedad está el gusto. Si quieres verte diferente cada día apuesta por añadir accesorios como pinzas, diademas o bandanas.

Además, ¡prueba a crear diversos peinados! Los fijadores serán tus mejores aliados y podrás llevarlo en multitud de formas: despeinado, peinado hacia atrás con un sofisticado look mojado, atreverte con un tupé, con un flequillo ladeado… Tienes multitud de opciones, ¡explóralas todas!

Retoca a menudo tu corte de pelo

No sabemos lo rápido que crece el cabello hasta que nos lo cortamos. Para mantener un peinado cuidado, lo habitual es retocarlo cada dos o tres semanas.

Si tienes el pelo rapado, puedes utilizar tu HeadBlade que, como sabes, se puede usar tanto en la cabeza como en el resto del cuerpo. Si todavía no la has probado, nosotros te recomendamos el modelo ATX, perfecto para principiantes. Si tu cabello tiene diferentes longitudes o capas, lo mejor es que acudas a tu peluquería.

Como ves, tener el pelo corto tan solo requiere de una serie de cuidados básicos que consigan mantenerlo sano y fuerte, retocarlo cada poco tiempo y apostar por peinados diferentes. Y tú, ¿sigues alguna rutina particular?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »